Mis Fantasmas, de Antonio Rodríguez Agüera.

Con la presentación de «Mis fantasmas», una serie compuesta por 25 cuadros de dimensiones generosas, Agüera inaugura el ciclo de exposiciones anuales en la Sala del Antiguo Mercado de Abastos. La obra del ubriqueño, impregnada de reminiscencias oníricas, sirve como fuente temática para esta nueva colección, donde el color recupera su papel protagónico. Esta evolución artística no conoce límites, y Agüera, quien afirma que ahora pinta para sí mismo, mantiene viva su sed de aprendizaje.